19 junio 2006

Clasificación Científica

Reino: Bacteria
Filo: Actinobacteria
Orden: Bifidobacteriales
Familia: Bifidobacteriaceae
Género: Gardnerella
Especie: Gardnerella Vaginalis
Bacilo gram negativo presente en vaginitis y uretritis inespecíficas.

Introducción


Las vaginitis bacterianas son infecciones muy frecuentes.

Representan un síndrome común y mal diagnosticado, que está asociado con un desequilibrio de la flora vaginal.

Uno de los agentes más importantes que la causa es Gardnerella Vaginalis, que fue descrita en 1953 como el agente responsable de las vaginitis inespecíficas.

Gardnerella Vaginalis es un bacilo que se encuentra en el tracto genital de muchas mujeres sanas.

En ocasiones, cuando hay baja de las defenzas, puede ser agente causal de vaginitis y uretritis en que se desarrollan en gran cantidad con colonización atípica de la vagina, produciendo aumento del flujo gris blanquecino con olor similar al del pescado.

Constituye la infección más frecuente en mujeres fértiles, por lo que se concluye que el grupo etiológico más afectado es entre 30-39 años.

Gardnerella Vaginalis es un bacilo inmóvil, no encapsulado.

Puede presentar fimbrias y es corto con una longitud de 0,5 a 1,5 µm, lo que hace que aparezca como un coco-bacilo pleomórfico, que usualmente se tiñe como Gram negativo o Gram variable.

Ultraestructuralmente su pared corresponde a la de un Gram positivo y la discrepancia en su carácter tintorial radica en el poco espesor de su capa de peptidoglican, que hace que se decolore fácilmente durante el proceso de la tinción de Gram y que por lo tanto aparece como Gram negativo .

Es un organismo anaerobio facultativo.

Enfermedades Que Produce


Una de las enfermedades más relevantes que produce esta bacteria es la vaginitis (irritación de la pared vaginal y presencia de flujo anormal) que es causada por agentes infecciosos como Gardnerella vaginalis que prolifera en el interior de la vagina cuando hay alteración de la flora bacteriana normal y disminución de la acidez normal de la vagina.

Gardnerella vaginalis ha sido relacionada con patologías como endometritis, cistitis, amnionitis, septicemia neonatal y meningitis, lo que respalda la necesidad de considerarla como una bacteria potencialmente patógena, que al formar parte del complejo bacteriano involucrado con la etiología de las vaginitis bacterianas, no debe menospreciarse.

Signos y Síntomas


Esta vaginitis inespecífica es un síndrome caracterizado por al menos tres de los siguientes síntomas y signos:

• Flujo vaginal excesivo y fétido
• pH vaginal mayor de 4,5
• Presencia de células clave (células epiteliales vaginales recubiertas con bacterias)
• Olor similar al del pescado, producido por aminas.

Más de 50% de mujeres con vaginitis bacteriana pueden estar sin síntomas.

Otro de sus síntomas pueden ser la descarga vaginal profusa (gris generalmente fina o blanca que se pegan a las paredes de la vagina), y la picazón e irritación vaginal

Epidemiología


Las enfermedades de transmisión sexual (ETS) son un grupo de enfermedades transmisibles adquiridas fundamentalmente por contacto sexual.

Las ETS son un problema social que resulta de la explosión demográfica y cambios en la conducta sexual, lo cual afecta a adolescentes y adultos de todos los niveles socioeconómicos.

Es por eso que la forma en que una persona se puede contagiar con Gardnerella Vaginalis es por contacto sexual, aunque todavía no está claro.

Diagnostico y Tratamiento

El diagnostico se hace mediante una examinación.

Se hace un examen pélvico y se obtiene una muestra de la descarga lechosa (descarga de la vagina).


Bajo el microscopio las células de la vagina tienen un aspecto alterado.

Además, hay un olor a pescado fuerte cuando la muestra se mezcla con el hidróxido del potasio (la prueba del whiff es donde el doctor huele la descarga vaginal para ver si ese olor está presente).

El tratamiento es con un antibiótico llamado metronidazol y ampicilina, los cuales pueden ser tomados por vía oral o vaginalmente.

Aún no está claro si las vaginitis bacterianas se transmiten sexualmente.

Algunas autoridades dicen que el tratamiento debe realizarse en pareja para prevenir la reinfección, aunque estudios científicos no han probado esto.

14 junio 2006

Prevención

No se conocen exactamente todas las causas que pueden condicionar el desbalance de G. Vaginalis, sin embargo se sabe que los lavados vaginales internos y el uso de productos antisépticos dentro de la vagina pueden romper el equilibrio de la flora vaginal por lo que se recomienda evitarlos.

No se considera que la vaginosis bacteriana sea transmitida sexualmente, sin embargo hay evidencia que en mujeres con recurrencia de vaginosis bacteriana el uso de condones puede disminuir la frecuencia de los episodios.

Las mujeres que son activas sexualmente tienen esta enfermedad mucho más comúnmente que ésas que se abstienen de relaciones sexuales.

Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters